Contacto


El pasado 28 de Octubre de 2018 se realizó la 28ª Media Maratón Trinidad Alfonso, como ya informamos en una anterior entrada del Blog. Los miedos por el riesgo de lluvia que habían eran altos, pero por suerte el tiempo respeto este grandísimo evento de la Comunidad Valenciana que se ha convertido en una de las pruebas más importantes del atletismo tanto nacional como internacional.

Este año una vez más se superaron las previsiones de participación. Más de 15.000 valientes se embarcaron en esta dura prueba, venciendo a sus miedos y demostrando que el running es un deporte al alza.

Y ahí no terminan los éxitos. En esta edición se superó el record mundial masculino. Esta hazaña fue llevada a cabo por Abraham Kiptum, que acabó la prueba con un asombroso tiempo de 00:58:18. Este record mundial se une al conseguido el año pasado por Joyciline Jepkosgei que coloco la marca mundial femenina en 01:04:51.

Como ya comentamos en una anterior entrada de este blog, nuestro puesto de animación estuvo allí animando a los participantes en la dura prueba. Esperamos haber sido el apoyo suficiente para todos los campeones que participaron. Aquí os mostramos algunas fotos de nuestro puesto antes de que todo empezara:

El podio quedó completado con el segundo lugar para Jemal Yimer Mekonnen con un tiempo de 58:33, muy cercano a la primera posición, y el tercer lugar para Abadi Hadis Embaye con un tiempo de 58:44. Unos números increíbles que demuestran en lo que se ha convertido la Media Maratón Trinidad Alfonso.

El presidente de la fundación S.D. Correcaminos compareció en una rueda de prensa posterior con estas palabras: “El año que viene queremos superarnos. Seguir superando marcas para mostrar a todos los runners de que la Media Maratón Trinidad Alfonso es la carrera que deben escoger”.

Desde Fosati Espectáculos y Eventos os deseamos que sigáis obteniendo más y más éxitos. Nosotros siempre estaremos allí con nuestro puesto de animación para animar a todos los corredores, que seguro que en el año próximo volverán a batir el record de participación.